ETERNO RETORNO

Siempre algún lector queda. Como quedan mis ganas de publicar, latentes hasta que logro hacerlo.
Agradezco tanto que vuelvan, como agradezco a la vida enormemente las razones que me impiden publicar más seguido.

martes, 17 de febrero de 2009

El sueño de Bautista

para Viviana


Bañados enteros sin vista de orilla,
cabalga sereno el grupo al pasar.
Si don Luzuriaga lo manda, ya es ley.
Juan Bautista ríe, aventura y azar.

El joven paisano, oscura la tez,
sueña con las mozas, tranquilo al andar;
alto, desgarbado, con ganas de todo:
la promesa grande, morrión, desfilar.

La ciudad lo espera, las armas también
y si Dios lo quiere, un amor; qué más...
Erguido cabalga, si el sol ni molesta,
los ríos lo miran, un: ya volverás.

Bautista que sueña, Bautista bromea,
se va haciendo hombre de armas y más.
Y cree en la patria y cree en el signo
de aquel correntino que sabe mandar.

Y Bautista sueña con la gloria heroica,
la paz conseguida con sangre brutal.
No sueña, no puede, pensar en la muerte
ni en monumentos, Bautista Cabral.



[Ayer, mientras esperaba que unos alumnos terminasen una evaluación se me ocurrió esta glosa. La transcribo ahora antes de que revolee la agenda vieja, que es donde la anoté.
Para los no argentinos: Juan Bautista Cabral fue uno de los que salvaron a San Martín cuando su caballo cayó sobre él en el combate de San Lorenzo contra las tropas realistas el 3 de febrero de 1813. La historia cuenta que fue herido por proteger al Libertador y murió luego en el cercano Convento de San Carlos pronunciando las palabras: Muero contento, hemos batido al enemigo. Cabral fue enviado muy joven por el gobernador Toribio Luzuriaga a engrosar el regimiento de granaderos a caballo, que luego hiciera buena parte de historia grande de la independencia de América Latina]

14 comentarios:

  1. Muchas gracias por la información.
    Pues mira es una muy buena formula vas a tener que examinar muchas veces a tus alumnos para que se te ocurran mas glosas, Te quedo perfecta.
    Ahora requiero una breve explicación: je, soy muy torpe.

    Tremenda confesión y actitud ante ella

    ResponderEliminar
  2. Ahora ya se en lo que pensabas cuando nos pónías a hacer un examen. Qué bonito eh.

    (me gustó mucho el texto, creo que si nos enseñaran historia de esta manera, nos gustaría más a todos!)

    ResponderEliminar
  3. tal cual don neto! siempre he pensado lo mismo, y el Oso lo sabe muy bien, que la manera en que nos han presentado a los personajes de nuestra historia siempre ha sido muy confusa y poco fiel a la verdad.
    no hablo del mistisismo que envuelve a ciertos personajes de aquellos primeros años de nuestra patria, de hecho no me molesta en absoluto la idea de un mito, pero quizás el propio desinterés que se gesta desde quienes crean los modelos de educación los transforman en un mero acto de repeticiónd e datos.
    por suerte tenemos gente como el oso, que nos muestran a nuestros personajes con la carne y el hueso en primer plano, con un plano secuencia directo al corazón, como aquellas primeras peliculas de Jarmusch.
    como siempre Oso un placer leerte y disfrutar de estas lecciones de historia, bueno me voy callando que esto se me hizo largo, pero ahora atento que ya sabemos donde van tus pensamientos mientras nos tomás los exámenes jejeje!
    abrazos!!!

    ResponderEliminar
  4. HONOR, HONOR AL GRAN CABRAL!
    Chan chan! Me la se toda eh? No vaya a creer que no, al colegio fuí jajaja
    Me encantó su post don OSO, me transporta a ese lugar, como si pudiera verlo, todo, el río, la ciudad, el paisano lleno de sueños y fortalezas!
    Qué puedo decirle a un gran escritor como usted...EXCELENTE!

    Mis besos para usted :) (apasionados je)

    ResponderEliminar
  5. vale, no tenia ni idea,pero es interesante y desviandonos un poco te dire que son versos hermosos, de verdad que me han encantado.
    Muchos besos y abrazos etéreos :)

    ResponderEliminar
  6. Sedemiuqse: Gracias por tu comentario. No me queda claro si la explicación se refiere a lo que hace Bautista o a algún otro aspecto.

    Neto y Diego: Se callan y repasan todo que le próxima clase les tomo prueba. Últimamente hay gente que hace el esfuerzo para que nuestra historia nos interese un poco más y es valorable.

    Passion: Se me ocurrió en qué pensaría ese pibe miestras iba desde los bañados correntinos a la piedra de los monumentos o las marchas patrióticas. Gracias otra vez.

    Luzzy: Cabral, del que casi nadie conoce más que su muerte, y esta en un halo mítico es reconocido porque permitió la continuidad de la campaña que recién empezaba San Martín. Gracias.

    ResponderEliminar
  7. Pues entonces da igual, sin importancia.
    besos y amor
    je

    ResponderEliminar
  8. Recuerdo que no nos dejaba jugar al fútbol en el salón con la número 0.5 de papel. Bueno, en realidad intentaba no dejarnos jugar. Era cuestión que saliera otra vez al pasillo en la hora del recreo. :)
    La verdad que es cierto, la historia se está mirando de otra forma, mucho más profundamente, no mirando solo el hecho, sino las personas y sus consecuencias. Esperemos que esa tendencia se vea reflejada en la educación, de la cual, desde hace años estoy en desacuerdo, porque es triste y arma al joven de muy pocos conocimientos y valores para enfrentar la vida.
    Don Oso es un ejemplo contrario al profesor actual, tuve la suerte de tenerlo, de guardar un grato recuerdo y que la vida lo haya depositado ahora en un camino paralelo a través de internet.
    Ahora, lo que no sabía, era que Dieguito también lo había tenido! Nuestros destinos están marcados, hay un trazado oculto detrás de las sombras!!!

    ResponderEliminar
  9. Para publicarlo en un libro de secundaria bàsica, me lo llevo, me encante y siempre admirè la valentìa de Cabral.
    Coo siempre lo tuyo màs que notable y en este casa, y para colmo de bienes educativo, un grande.
    Besos profe, te saluda una aliada en la lucha ;)!!!!
    PD: saliò mail

    ResponderEliminar
  10. Sin piedad y sin límites, admiro este poema.

    Cuántos sentires, cuántos sueños y cuánta vida escondidos quedan olvidados detrás de los monumentos de bronce !!!
    Igual, Cabral por lo menos tuvo su lugarcito en la historia.-
    Qué me decís Oso de aquellos millones de anónimos que hicieron lo mismo que él... ??
    Brindo por ellos.-
    Y presiento , que ni el recordado ni los olvidados, deben haber muerto contentos...pero bueno, si la historia la escriben los que ganan . . .

    Un saludo oso Poeta.

    ResponderEliminar
  11. Neto: triste destino el suyo, el de D8o y el de Álvarez (ooootro...) cuyas oportunamente atrofiadas neuronas.
    No pocas veces, algunos profes nos sentimos como el jardinero de bonsai, cortando los mejores brotes, precisamente para que los arbolitos no crezcan.

    Lascivia: un orgullo esta alianza, y va en serio.

    Sil: es cierto, cuántos héroes anónimos... Me gustó pensar un Cabral que, seguramente, muy contento no estaba, ni se hubiera propueto para el bronce...

    A todos, gracias por haber leído.

    ResponderEliminar
  12. Hermoso y patriótico poema, mi querido Oso de Mar…

    ¿Así que vos también sos profesor?

    Viste que según Pigna Cabral era negro…

    Abrazo

    ResponderEliminar
  13. Una ves escuche,no recuerdo donde,que la historía es como una experincía de la especie y nos alecciona para adoptar futuras actitudes en la vida, por lo tanto los pueblos que olvidan o ignoran su pasado viven la euforia de una presunta revolucíon que inevitablemente termina en un simple episodio,sin el valor,sin la eficacia historíca que lograria producir hechos históricamente importantes. Gracias por no dejarnos olvidar esas cosas y contarlo de una manera distinta.Y como te dije una ves logrando transportarme hasta llegar a oler, el verde de los campos,el murmullo de un rio lejano y el latido de un corazon lleno de adernalina, cuando escribe las glosas,.Bueno te dije que no queria comentar pero fue mas fuerte que yo, jaja y terminemos con los halagos por hoy, jaja besotes .......viviana

    ResponderEliminar
  14. Tiernos, generosos y llenos de esperanza los sueños de Cabral.

    Abrazo

    ResponderEliminar

Dale sin piedad...