ETERNO RETORNO

Estas historias son como lanitas sueltas que la nona va ovillando en un bollito y una vez que adquiere volumen, las va desovillando para hacer algo con todas como si fueran una sola cosa. Así son estas narraciones, dichos, frases sueltas, conjeturas patinadas por una memoria tenue que -a veces- toman forma en la mano de quien las intenta reunir.

domingo, 4 de octubre de 2015

Del silencio

Llevamos algún silencio
como un duende en la alforja
que revuelve lo perdido
y te muestra lo encontrado.

Se apodera de lo incierto,
pone pausa en un festejo,
revolea los faldones,
los suspiros, los renuncios.

Así arriamos, cual pampero,
panaderos por el aire,
suaves soles desprendidos
de esas ramas con espinas

que se encienden cuando vuelan
o vuelan cuando se encienden.
Son silencios que nos cantan,
gorriones en las ventanas,
exilio de los ensueños,
vela el puma en la alborada.

Llevamos algún silencio
prendido como divisa,
escarapela que punza
el pecho como estocada.

Esas cosas que no fueron
pero hubiésemos querido
se cuelan en el silencio
porfiadas como el abrojo.

Las que fueron y se fueron
reclaman de las entrañas
que se abran las corazas,
semillas de jacarandá

que se encienden cuando vuelan
o vuelan cuando se encienden.
Son silencios que nos cantan,
gorriones en las ventanas,
exilio de los ensueños,
vela el puma en la alborada.

16 comentarios:

  1. Yo llevo muchos silencios, no uno solo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es, creo que todos llevamos muchos silencios. A veces uno de ellos se destaca y nos punza...
      Besos.

      Eliminar
  2. El tinnitus (zumbido constante en el oído) hace que el silencio sea algo ajeno para mí.

    Inspirados tus versos. ¿Una nueva canción del Dúo menos dos?
    Dicho de paso, ¿van llegarse por Hurlingham alguna vez?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uh, cierto. Es complicado eso. Aunque los silencios del intento de poema son esos devenidos de heridas que de vez en cuando asoman.
      Tal vez sea canción, no lo pensé en principio, pero puede suceder luego.
      Estaría buenísimo andar por allí. No tenemos contactos de peñas o recitales en esa zona. Hace un tiempo que tenemos ganas de hacer algo por Ramos Mejía o Hurlingham. Si aparece algo te chiflo.
      Abrazo!

      Eliminar
    2. Si eso llega a suceder pegá otro chiflido que Tapiales está a un paso de Ramos y a dos de Hurlingham

      Eliminar
    3. De 10! De paso, si junan alguna data de peñas o festivales, chiflen que enseguida nos anotamos!

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. Gracias, me hubiese gustado elaborarla un poco más, pero si hago eso no pongo nunca nada en el blog, jajaj
      Besos

      Eliminar
  4. Muy bueno, sentí a Natura en varias de sus formas, recorriendo el poema. ¿Es tal vez el silencio de la primavera que todavía no quiere anunciarse?

    Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Debe ser... Vueltas de las cosas que todos quien más quien menos llevamos.
      Abrazo sufrido

      Eliminar
  5. Hay silencios que de tanto , se oyen como estruendos. Hubo épocas de mucho silencio que aún duelen en el alma.
    Excelente su poema estimadísimo Oso.
    Besoabrazo en silencio pero no triste.
    REM

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es totalmente cierto, una cosa son los silencios de rumiar y otra los silencios silenciados.
      Besos!

      Eliminar
  6. La poesía traduce al silencio con una eficacia misteriosa.


    Besos.

    ResponderEliminar
  7. A lo mejor la poesía despierta algún silencio que llevamos.


    Besos

    ResponderEliminar
  8. De vez en cuando la nostalgia me asalta, y retorno, y retorno. Un abrazo estimado oso.

    ResponderEliminar

Dale sin piedad...