sábado, 19 de septiembre de 2015

Algunas responsabilidades de los profesores



El licenciado Emilio Notuyo vuelve como el tero a chillar por un lado y hacer cagadas por otro. Por suerte, sin que nadie tome en cuenta sus dislates catilinarios. Después de un largo silencio, impuesto por las tribulaciones que tuvo que capear su tía Irene Secarro, editora del semanario La Corneta, y por las dificultades para conseguirle un espacio más o menos digno entre los menguantes clasificados luego del regreso de la columna de horóscopo asirio de la astróloga Estrella Danunchoke, edita su primera columna del año y este blog se hace eco más como advertencia ante posibles confusiones de las generaciones jóvenes que por la burda telaraña textual en la que intenta atraparnos el insomne Notuyo

-----------------------------------------

DOXA. Columna de opinión del Licenciado Emilio Notuyo.
ALGUNAS RESPONSABILIDADES DE LOS PROFESORES

La palabra profesor proviene del latín profiteri, que significa declarar pública y voluntariamente. Y se aplica al que enseña con un alto grado de conocimiento de una ciencia o arte. Llama la atención un aspecto del origen de este término: público. El profesor es una figura pública, la sociedad sabe de qué trabaja y dónde trabaja. La sociedad demanda y espera mucho de los profesores. Escuchamos decir muy seguido:
- “Hay que capacitar a los docentes, para que enseñen contenidos actualizados…”
- “Espero que en la escuela los profesores pongan límites a mi hijo, porque a mí ni me hace caso…”
- “Hay que apostar a la educación, mejorar la formación docente…”
- “Los docentes son vagos, no dan el ejemplo…”
- “Yo les descontaría cuando faltan…”
Muchas de estas demandas que se piden al profesor no se suelen escuchar de otras profesiones.

El profesor tiene grandes responsabilidades:
- No solamente tiene que aprender lo que tiene que enseñar, tiene que lograr enmarcar sus conocimientos en la cultura de su tiempo. Esto significa que no puede enseñar lo mismo ni de la misma forma que cuando se formó para ejercer la docencia.

- El profesor no manipula objetos, números, planillas, herramientas. Trabaja e intercambia con sujetos -con personas- que sienten, sufren, aman y odian y están en la escuela porque tienen que hacer brotar y florecer su futuro y el de los demás.

- Otra y no menos importante. El profesor es un elemento liberador. ¿Liberador de qué?, podemos preguntarnos. Liberador fundamentalmente de conciencias. Liberador de los prejuicios, cualesquiera que fueran: raciales, sociales, religiosos, políticos, supersticiosos… Liberador del peso de las culpas sociales en las generaciones jóvenes. Liberador de la deuda social de los alumnos, le toca hacerles sentir y saber a los alumnos que no le deben nada a la escuela ni al docente, sino que es la sociedad y el estado quienes se forjan expectativas sobre el futuro colectivo.

- Finalmente y en el mismo sentido tiene la gran responsabilidad de evitar ser un agente dominador. Dominar es hacer pensar al otro lo que uno quiere que el otro piense. Esto es diametralmente opuesto a lo que pretende la escuela que es enseñar a tomar las mejores decisiones con la mayor libertad de conciencia.

Es por eso que en este día se celebra el día del profesor. Porque hay que alegrarse y celebrar que podemos contar con los docentes de esta escuela, que son figuras públicas, que ponen límites, que tratan día a día de encuadrar lo que saben a los tiempos que corren,  que saben y se hacen cargo de intercambiar con personas, que son liberadores de conciencias y resisten con todas sus energías a la dominación de las generaciones jóvenes.
Para ellos, los mejores deseos.

Lic. Emilio Notuyo
-----------------------------------------  

Evidentemente otra vez La Corneta vio disminuida su afluencia de avisos clasificados o, pensando mal, no abonó el arreglo de la línea telefónica que los recibe, lo que permitió el ingreso de una columna del licenciado Emilio Notuyo. Necesariamente -decencia obliga- este modesto blog se alza en advertencia a los consuetudinarios lectores que quizás buscando un plomero se topen con la columna arriba expuesta y atinen a leerla.
Pongamos las cosas en su lugar ante un apalabrador que no es capaz -adrede- de hablar de disciplina, orden y méritos sino de cuestiones tan difusas y recortadas como un guernica de palabras que solo puede conducir -a la corta o a la larga- a un guernica mental y por ende a un guernica de los de carne y hueso.
Celebremos como indican las sanas costumbre a los arrancadores de piercings y gorras rochas, a los ocultadores de tatuajes y atroces curvas femeninas, a los cortadores de pelos extraños, figuras señeras que disciplinan a esa banda de inadaptados adolescentes descarrilados para que lleguen a ser ciudadanos de bien. Celebrémoslos y ensalcémoslos.

8 comentarios:

  1. Me parece que Notuyo ha demostrad ser sensato, su estilo se entiende bastante. Y tiene gran porcentaje de razón. O tal vez que su estilo es tan oscuro, que no capto sus absurdos.Y creo que yo entraría entre los descarrilados e inadaptados.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es, no estuvo tan intrincado como otras veces. Parece que se va domesticando.
      Somos varios los pasibles de castigos escolares, jajaj
      Abrazo

      Eliminar
  2. Opino parecido al Demiurgo. Notuyo esta vez estuvo más recatado que de costumbre, cosa que debería remediar a la brevedad.
    El epílogo fue lo que se llevaría los aplausos de los inadaptados adolescentes a los que justamente se trata de encarrilar, aquello que alguna vez fuimos y que hoy al parecer apenas trata de brotar entre párrafos cuidadosos.

    Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Le vamos a tener que escribir algunas misivas al licenciado para que se componga, jajajja
      Abrazo, renacido!!

      Eliminar
  3. Siendo Notuyo periodista, se lo nota esclarecido con el tema. Bien por él.
    La docencia no es profesión fácil.
    PD: Me gustaría que Estrellada me diga cómo le irá a Piscis (versión asiria) en los exámenes finales.


    Besos responsables.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Calculo que la reconocida astróloga solo propondrá un feliz desenlace después de algún que otro sofocón, que nunca falta.
      Besos!

      Eliminar
  4. Muy sentido texto el de Notuyo , no se si se levantó especialmente iluminado o es que no habíamos advertido que estábamos frente a una mente notable, de todas manera no interesa, lo importante es el mensaje que dejó. Aplausos para él....
    ... y abrazos/beso para ud. querido amigo.
    REM

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡A veces le ataca..! Habrá que recomendar al autor de este blog que tenga un poco de misericordia con nuestro licenciado.
      Besos!

      Eliminar

Dale sin piedad...