ETERNO RETORNO

Siempre algún lector queda. Como quedan mis ganas de publicar, latentes hasta que logro hacerlo.
Agradezco tanto que vuelvan, como agradezco a la vida enormemente las razones que me impiden publicar más seguido.

sábado, 12 de abril de 2014

Ella era pampa

Era pampa, llanura arrepentida,
salmo a este viento que degüella mediodías.
Era tierra negra lamiendo sus huellas
a fuerza de tempestades.
Mansa y salvaje
hundía rescoldos y fierros en pastizales,
pudor de niña,
estampa de manto eterno
al ocultar sus huellas.
Así era, pampa,
abrazada al tiempo, ese orfebre lento
que cura rasguños.
De a poco (pero inexorable)
toda huella de hombre
sucumbe en la pampa.
Taperas, puntales, vasijas y huesos
eligen ser tierra preñada de olvido.
No hay piedras con marcas,
escultura ausente,
recuento de soles
sin guardar historias.
Así era ella,
altivo arpegio de vihuela
disuelto en fogones.
Era pampa y tendía la mesa
como alejando horizontes,
lamiendo sus huellas
a fuerza de tempestades.
Así era. Y toda huella de hombre
sucumbe en la pampa.

12 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Gracias, Tracy, por tu visita a pesar de mi inconstancia para hacer lo mismo. Besos

      Eliminar
  2. El Tiempo: ese orfebre lento,
    que va pariendo de tu mano estos poemas hermosos.


    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Ah, soy anfitrión de Este jueves, un relato. El tema es Mara Laira.

    ResponderEliminar
  4. se nace y se muere en la pampa entonces... linda metáfora para los que nos pasa con ellas.... abrazo pampero señor...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es, amigo quemero, nos pasan esas cosas (por encima).
      Abrazo

      Eliminar
  5. Qué bonito texto, muchas gracias por compartirlo, amigo Oso.
    ¿sabes? he disfrutado tres veces de la lectura, se me agarraban las frases a la mente conformando imágenes fantásticas...

    Un abrazo y tu cafelito de hoy. Gracias de nuevo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, me alegro mucho de que haya generado imágenes, estimada Censu, es todo un halago.
      Besos

      Eliminar
  6. Que maravillosa descripción!
    Que lindo escribís Nestor!

    ResponderEliminar

Dale sin piedad...