ETERNO RETORNO

Siempre algún lector queda. Como quedan mis ganas de publicar, latentes hasta que logro hacerlo.
Agradezco tanto que vuelvan, como agradezco a la vida enormemente las razones que me impiden publicar más seguido.

martes, 20 de julio de 2010

Jactancia

[de uno que le escapa al día del amigo]
Si hay algo de lo que no me puedo jactar, es de mis amigos.
Van algunos de los comentarios que me ha  tocado oír a lo largo de mis años.

Con amigos como esos no vas a ir a ningún lado.
Tenés de juntarte con gente importante, influyente, no con fulano o mengano que no son nadie en la vida.
¿Y qué querés?, es tu amigo...
Tus amigos te agarran de boludo.
No tienen iniciativa, viven de recuerdos.
Muy ocupado/a no debe estar, está conectado/a todo el día...
Tomá, ahí tenés, vos te lo elegiste.
Se la pasan diciendo/escribiendo boludeces.
¿No había mejores..?
¿Ese/a pavo/a, (boludo/a, cornudo/a, trucho/a, inútil, vago/a, etc...) es amigo/a tuyo? 

Y créase o no, no recuerdo un solo elogio relativo a mis amistades.
Jamás un
¡Qué suerte, qué buenos amigos tenés!
Ojalá yo tuviera amigos como los tuyos.
Vos sí que sabés elegir amigos
¡Qué bueno, tenés nuevos amigos!
o expresiones por el estilo.

Sin embargo, esa manga de atorrantes
me banca,
me perdona,
me abraza,
me aguanta,
me presta guita,
me ceba mate,
me visita aunque yo no,
se ríe de mis chistes pavos,
de mis infantilidades,
de mis debilidades,
me dice que no cuando es no,
me dice que sí cuando lo necesito,
me dice que cuenta conmigo,
intuye cuando me siento solo,
triste,
se alegra con mis alegrías.

No quiero amigos importantes, influyentes, decentes, presentables, inteligentes, exitosos, condescendientes... Quiero a los que son capaces de enfrentarme conmigo mismo a través de su propia verdad.
Si hay algo de lo que me puedo jactar, es de tener esos amigos.

22 comentarios:

  1. Mire, amigos decentes y presentables se consiguen por cualquier lado.

    Y no le digo nuevos ricos!

    Pero bien atorrnates sólo quedan los de antes, andan escaseando.

    Y si son unos giles como uno, que vivmos de recuerdos...y con los que nos juntamos son recuerdos de tan sólo 49 años...


    Y cada día más atorrantes, aunque su familia, hijos y colegas de trabajo los supongan distintos...

    Abrazo

    ResponderEliminar
  2. Ud.se merece lo mejor, y entre éso, los mejores amigos...

    Besos miles.


    SIL

    ResponderEliminar
  3. Ayyyyyyyy Oso!!!! Este post me encantó. Se me puso la piel de gallina, y al final se me aguaron los ojos...
    Que lindo tener amigos asi!

    ResponderEliminar
  4. Hola Oso, completamente de acuerdo contigo...por eso si una/o se mira alrededor tan solo aparecen unos pocos como los que describís...para tener de "los otros" como dice ese famoso anuncio basta una "Mastercard".
    Abrazos!!!

    ResponderEliminar
  5. Simple, clarita el agua de la bomba decía mi abuelo!
    Aprovecho para sacarle el cuero a algunos de sus amigos, por ejemplo Neto... no simplemente saludarlo, yo lo considero un amigo Oso, un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
  6. "Si es amigo tuyo, no ha de ser gran cosa", diría mi viejo.
    Es verdad, nunca nos ponderan los amigos pero no hace falta, cada uno sabe lo que valen sus amigos.
    ¡Feliz día! Que pases un hermoso día con tu grupo de atorrantes.
    Un beso

    ResponderEliminar
  7. eso es amistad che! y no me vengan con cursiladas y demás!
    precioso texto Oso!
    abrazos de esos que hacen ruidos en las costillas! jeje

    ResponderEliminar
  8. Es que tan solo deben ser AMIGOS!
    Nada mas y nada menos!
    Besos enormes!

    ResponderEliminar
  9. Ayer uno de los atorrantes nos escribió a todos:

    "Que lindo que pasen los años y cada vez que nos juntamos somos un poco mas amigos.
    Un abrazo a todos"

    Esto sólo se consigue con los años....con la senilidad y el vino tinto!

    Abrazo

    ResponderEliminar
  10. Lo bueno de haber crecido es que ya sabemos quiénes son nuestros amigos, y nadie los puede elegir por nosotros.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  11. Hola! Con motivo del segundo aniversario de nuestro blog, queremos regalarte un presente. Pasa a buscarlo al blog del Taller.

    ResponderEliminar
  12. DON HIERBA:
    Años, senilidad, vino tinto...
    Igual valió la pena haber intentado la amistad.

    SIL:
    Y si me honra con su amistad, mejor...

    CARLA.
    Casi, casi, que eso le da sentido a mucho de lo que somos o hacemos,¿no?

    DOÑA TINTA:
    Y así nos va cuando los compramos...

    RUMI:
    Ud es de los que se meten bajo la piel che, cómo no se lo va a apreciar... ¿Qué chisme tenía del Neto? Jejeje

    VIVI:
    ¡¡Ud es de las mías!! Jamás amigos de esos de tele...

    DIEGUITO:
    ¡Y cómo nos hacen falta!

    MAGAH:
    Y gente como ud que no olvida lo merece.

    MARIELA:
    Cuánta verdad en pocas palabras...

    KAPASULINOS:
    Al manoteo me remito...

    Gracias a todos, se los aprecia mucho por aquí.

    ResponderEliminar
  13. Querido Néstor:
    qué hermoso texto.
    Cuando enumerabas al principio lo que te decían me fui dando cuenta cuántas veces uno mismo ha escuchado este tipo de cosas...
    Y también que yo encajo ¡¡¡en casi todos esos "epítetos depresores y bajoneantes" que te lanzaban!!
    Así que debo pensar que tengo las condiciones para ser su amigo.
    ¿Me acepta?
    Ah...¿ya somos?
    Entonces vaya poniendo la pava en el fuego y apronte la guitarra,que este año estoy por sus pagos para -entre otras cosas- criticarlo al Neto.Es lo que mas fácil nos sale a Ruminant y a mi,¿vio?

    Gracias Oso, por este texto y por la amistad de cada día.
    Felipe (CroMM)

    ResponderEliminar
  14. muy lindo don oso, debe ser lindo tenerlo cerca para ser su amigo :)

    abrazo, por acá ando, le debo unas lecturas, ya me pondré al día

    ResponderEliminar
  15. Los amigos son los hermanos que nos da la vida Don OSO , al menos a mí me gustas considerarlos así.

    Besos para ud. y que tenga buen finde.
    REM

    ResponderEliminar
  16. Qué bueno Oso, me encantó lo que escribiste. No hay que esperar que nos ponderen a los amigos, tan solo disfrutarlos y aceptarlos como son.
    Con excepciones, claro, como estos muchachos Alvarez y Avila, vio, que se juntan a sacarle el cuero a uno jajaja.
    Mire si viene Felipe don Oso, chiflido a Rumi, mate, guitarra, facturas y lo llamamos a Madrid a Dieguito para decirle lo que se está perdiendo! Jaja.
    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  17. FELIPE:
    Al final somos un montón los de los amigos indecorosos. Por supuesto contamos en esa caterva al Rumi y al Neto.
    Ya estoy poniendo la pava, arrímese nomás.

    GALÁN:
    Somos varios los retardados, en la lectura, claro. Para ir amistosando, ¿no tiene unos euros para prestarme?

    REM:
    Una buena reflexión acerca de los amigos. Igualmente.

    NETO:
    Y... uno consigue amigos criticones también. Avatares de la vida. Que se venga el Epilef que ponemos la pava (él pone las facturas, el asado, etc...)

    GRACIAS GENTE LINDA!!

    ResponderEliminar
  18. Don Oso, luego de mi experiencia en Capital con el café que me invitó, supongo que si trae asado nos vamos a tener que conformar con media costillita cada uno. Y ni le digo las facturas. Vio las de manteca? Bueno, un cuarto de factura para cada uno.
    Jaja, crucemos los dedos para que no lo lea!

    ResponderEliminar
  19. Oso, Neto me hace mala fama, de tacaño, pero algo de razón tiene.Verá usted:
    Fuimos a un bar y les pregunto:
    ¿Qué toman?
    El fotógrafo oficial,Don Paul,que siempre acompaña a Neto,obvio, sagaz como pocos pide "café con leche y medias lunas".Bien. Pero Neto dice:"Un cafecito"."Eso",digo yo.El mozo nos trae dos cafecitos, que debían tener 1 cm cúbico de líquido, entre los dos pocillos.
    Como sería de escasa la bebida o infusión que tuve que dibujarlo para que quedara constancia.
    Finalmente todos miramos envidiosos la taza de café con leche en la que nadaba el fotógrafo mientras reia de nuestra insignificancia...pero ya era tarde.
    Snif...

    ResponderEliminar
  20. Voy a tener que usar el escaner y para que usted quede bien parado don Felipe, escanear ese dibujo en el que se ve el minúsculo cafecito!

    ResponderEliminar
  21. Neto: Vayamos preparando la olla, porque si le convidamos escasos cafecitos al amigo Felipe, fuimos...
    Aunque, por lo visto y comentado, sirviéndolo en dedales ya estamos sobrados.

    Felipe, consejo: A la imagen escaneada hágale una ampliación, así impresiona a los que somos ciegos creyentes del mito del microcafé.

    Lo ovbio es que el fotógrafo se iba a manducar docena y media si lo dejan a su criterio. Así va conociendo gente de estos pagos. Y después dicen que exagero con los mitos locales...

    ResponderEliminar
  22. Ja, hablando de eso, que lindo serían más mitos en este blog!
    (guiño de ojo... Oso, eh, ¡Oso! guiño de ojo...)

    ResponderEliminar

Dale sin piedad...